La Policía de la dictadura cubana le disparó a una persona en su domicilio en medio de los gritos y llantos desesperados de su familia

“Abra la puerta, abra la puerta, abra la puerta”, se escucha del lado de afuera de una humilde vivienda ubicada en Cárdenas, Matanzas, Cuba. Se oyen disparos, llantos de niños y la voz desesperada de una mujer que grita con las pocas fuerzas que le quedan: “Mis niños, mis niños… En mi casa no hay nada, revisaron todo”, expresa acongojada.

Y se pregunta: “¿Por qué hicieron esto si en mi casa no hay nada? Lo rompieron todo. Se lo llevaron todo. Me rompieron todo”.Luego se la escucha decir que más de 100 uniformados se llevaron a su marido tras dispararle para ingresar a la vivienda y que lo pusieron en un camión luego de propinarle golpes.

El medio local CiberCuba informó que el incidente ocurrió en Matanzas, y publicó los videos que circulan en Facebook y muestran el momento en que los uniformados irrumpen en un domicilio, donde además había menores de edad.

En las imágenes también se ven grandes manchas de sangre, producto de los golpes propinados a un hombre que se llevaron preso. Fue una verdadera emboscada dado que un grupo de uniformados derribó la puerta principal del domicilio y otro, que portaba armas de fuego, accedió por la parte trasera.

Las imágenes no hacen más que reflejar la brutalidad con la que el régimen reprime a la población civil, que desde el domingo pasado salió a las calles para protestar pacíficamente.

Este martes, dos días después de las históricas protestas masivas en Cuba se ha confirmado el primer muerto, el régimen sigue cortado Internet en toda la isla y se mantiene la fuerte presencia policial, mientras familiares y amigos buscan a los detenidos en las manifestaciones.

Los arrestados suman más de 150, según Human Rights Watch (HRW), y activistas denuncian que a las detenciones del domingo se han sumado otras de opositores, activistas y periodistas independientes en los dos días posteriores. El régimen no ha dado cifras oficiales.

Arrestada en directo

La conocida influencer cubana Dina Stars, que publicó un video de su participación en una manifestación pacífica en La Habana, fue detenida este martes por agentes de seguridad del Estado en su domicilio mientras realizaba una entrevista en directo para la cadena española Cuatro.

Los agentes la trasladaron primero a una céntrica comisaría de La Habana, explicó a EFE Edy Suárez, amigo de Dina y testigo visual de los hechos que han causado un fuerte impacto mediático, especialmente en España.

Cuando Suárez y otros amigos acudieron a la estación de policía, los agentes les dijeron que la influencer había sido llevada a otro centro de detención a varios kilómetros al este de La Habana.

“No se sabe nada de ella. Estamos preocupados”, declaró su amigo, que espera “que el ejemplo de Dina sirva para que la gente se solidarice con otros jóvenes cubanos perdidos que fueron arrestados el domingo y no se sabe dónde están”.

Desinformación total sin Internet

La desinformación en Cuba hoy no se limita al paradero de los arrestados -de los que un pequeño grupo fue liberado en las últimas 24 horas, según fuentes cercanas- sino a todo lo relacionado con el estallido social en la isla, ya que las autoridades han cortado el servicio de Internet móvil y casi nadie en Cuba puede permitirse una conexión wifi.

El apagón de Internet está provocando un parón en parte de las actividades del país, que pasaron a ser en línea por la pandemia.

“Sin conexión no podemos trabajar estos días, vamos a ver qué pasa”, indicó a EFE una profesora de una universidad de La Habana donde las clases y otras actividades son virtuales desde hace meses.

Primer muerto en las protestas

Las autoridades sí confirmaron este martes el primer muerto en las protestas, un ciudadano de 36 años de edad que murió el lunes durante un enfrentamiento con agentes en el Consejo Popular Güinera del municipio de Arroyo Naranjo, un barrio marginal en el sur de La Habana donde los vecinos se lanzaron a las calles al grito de “libertad”.

Además del fallecido, varias personas fueron detenidas y otras sufrieron lesiones, entre ellos agentes de la autoridad, en el suceso de Güinera, que el régimen atribuyó a un acto de vandalismo del grupo de vecinos, al que acusó de agredir primero a los policías.

Fuente y Redacción: Infobae

 

También te podría gustar...

Deja un comentario